martes, 7 de agosto de 2012

MUNDODISCO, EL JUEGO QUE RULA


Mundodisco, el juego que rula ya está rulando conmigo.

Para el que no sepa de qué va esto, se trata de una iniciativa promovida por "el diario de una no jugona" que convenció a DEVIR para que donara un Mundodisco a un grupo de personas que nos apuntamos en un blog, para que fuera "rulando" por todos y cada uno de ellos. El objetivo es que todos lo probemos, firmemos en el interior de la tapa y demos nuestra impresión del mismo en el blog. Una vez que el juego vuelva al inicio, se sorteará entre todos los participantes.





Lo recogí de la mano de "cesar_vk" el 31 de Julio en Generación X en la calle Puebla. Nunca había estado allí, siempre voy a Galileo que es mi tienda habitual y me sorprendió lo grande que era y la cantidad de gente que allí estaba jugando. Nunca te acostarás sin saber una cosa más.

Nada más llegar a casa saqué todo y confirmé que que no faltaba ningún componente del juego. Será manía mía, pero siempre lo hago con mis juegos. La verdad es que como los muevo mucho y juego con ellos en bares, casas ajenas e incluso piscinas, no sería de extrañar que algún componente se perdiera. No faltaba nada. Ahora lo que tengo que conseguir es que yo no pierda nada, je je je.


Ya en casa convencí a mi mujer y a mi hijo para probarlo. Todo un reto ya que mi mujer no le gusta mucho jugar a juegos de mesa, pero se ve que ese día estaba por la labor de complacerme y a eso de las 23:00 nos pusimos a jugar.

Como era de esperar, al tratarse de la primera partida surgieron algunas dudas, pero rápidamente fueron despejadas.

Mi hijo Oscar cometió el error de desvelar su personaje. Consiguió cumplir su objetivo - 8 indicadores de problema - pero no se dió cuenta que solo se gana si esto se cumple al comienzo del turno y claro, fuimos a evitar que ganara, por lo que la partida duró solo un par de rondas más. Al final nos ganó consiguiendo 8 indicadores de problema al comienzo de su turno.


La partida duró unos 45 minutos y nos agradó a todos la verdad. Las sensaciones fueron muy buenas. Desde luego, si le gusta a mi mujer, es para darle un 10.

Luego, para mi sorpresa, el viernes me sugirieron echar otra partida, no me lo podía creer. En esta ocasión ganó Oscar de nuevo en apenas 20 minutos. Mi mujer y yo nos despistamos tremendamente y sin darnos cuenta, Oscar controlaba 6 territorios al comienzo del turno, uno más de los necesarios. Vamos, una paliza.

Y como nos quedamos con ganas de más, decidimos echar otra. Tras una dura lucha y, a pesar de advertir yo mismo que mi mujer parecía que iba a por los 8 indicadores de problema, voy y muevo un secuaz a una zona provocando el 8º problema. Pasa el turno a mi señora y con cara de felicidad nos suelta un rotundo... HE GANADO, JE JE JE.

Y hoy día 6 de Agosto, llega la despedida del juego...

Regresaban de sus vacaciones mis amigos jugones y, a pesar de todo, les he convencido para echar una partida. Bueno, más bien han sido ellos viendo lo apretado del calendario, je je je. Nos hemos subido mi señora y yo a su súper-terraza y allí que nos hemos puesto a jugar los cuatro.

Por primera vez hemos jugado con las cartas rojas. Con tres jugadores no había manera de que aparecieran más de dos o tres, pero en esta partida ha estado la cosa muy muy apretada.



Antonio, que ha sido el ganador, tenía que controlar cuatro zonas, igual que yo. Ana tenía que conseguir la pasta y estaba muy desmoralizada porque le parecía imposible. Y por último mi mujer ganaba si se acababan las cartas.

El objetivo de Ana estaba más o menos claro desde el principio, aunque parecía que estaba jugando a controlar cuatro zonas. El de mi mujer estaba bien oculto hasta que salió una carta que malinterpretó (según ella por mi culpa que no sé explicar las reglas) y pensó que podía coger cartas indefinidamente hasta agotar el mazo. Lamentablemente hubo que explicarle que sólo podía coger una carta, no todas las que quisiera, así que, a mitad de la partida ya sabíamos su objetivo.


Antonio nos engañó a todos haciéndonos creer que iba a por los 8 indicadores de problema, cuando finalmente ganó con 4 zonas sin que nos diéramos cuenta.


Y yo a mi bola y siendo carne de cañón de todos los demás. Claro, el que explica las reglas resulta que es que como saber jugar... pues a por él. Sin piedad. Así que no conseguí más allá de 3 zonas a duras penas y en el último estertor.

La partida la ganó Antonio a falta de 3 cartas del mazo para que ganara Elsa. Muy reñido la verdad.



Además tuvimos la oportunidad de comprobar los efectos de las cartas rojas y de varios eventos aleatorios que removieron bastante la partida en los últimos momentos. También aparecieron los Trolls, muy simpáticos ellos.

Estuvimos jugando bastante tiempo, la cosa se prolongó hasta la hora y media, pero ayudado por las contínuas aclaraciones a las reglas, la cena, el partido de baloncesto de España... en fin, que yo creo que jugando concentrado, con 4 jugadores dura lo que pone en la caja, 60 minutejos, que por cierto se nos pasaron volando.

En fin, gustó nuevamente a todos. Y es candidato seguro a la ludoteca si no nos toca en el sorteo.

Yo le doy un 9 y mis compis, aunque se les atragantó alguna regla, creo que le darían por encima del 7.

Vaya rabia. Me mola este juego un huevo y aún no he ganado. Al final voy a tener que comprarlo.

Salu2
Mago Maggio

QUE SIGA RULANDO Y FELICES VACACIONES A TODOS!!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario